Translate

martes, 26 de abril de 2011

Crónicas Valencianas

Después de que hace dos años tuviera LA semana santa de mi vida (el viajazo a Nueva York), no había vuelto a volar fuera de Canarias, así que tenía unas ganas inmensas de volver a coger un avión. Con el Zorro instalado en Valencia, sabía que si no le hacía una visita ahora, no lo iba a hacer hasta el verano, porque el vuelo de Ryanair es solamente de Viernes a Martes, y durante el curso no iba a poder fugarme tantos días de clase.

Nada más llegar a Piso franco, ahora casa del Zorro, tuve que ponerme a acabar un trabajo que debía mandar antes de la noche a una profesora, y es que en los nuevos estudios no entienden que las vacaciones puedan ser empleadas en descansar, sino que más bien suponen un periodo perfecto para encargar trabajos sin la presión de ir a clase todos los días. Me mandaron otras dos cosas que no hice hasta el domingo por la tarde lunes por la mañana, porque no me salía de los huevos emplear mis vacaciones en eso.

El caso es entre que llegué cansado por no haber dormido (el vuelo era de madrugada), y que estuve bastante tiempo haciendo el puto trabajo, fui un zombi lo que quedó de día, que fue un ratito a la noche en que fuimos con unos amigos de H@n a ver una peli y tomar algo. Deben haber pensado que era asperger.

Los días siguiente empezarían con una vuelta turística por el centro, para volver a casa a comer (que la vida está muy mal), descansar, y seguir paseando a la tarde-noche. La primera parada obligatoria fue la FNAC, pues aquí no existe y es lo primero que intento localizar cuando voy a una ciudad peninsular. Entramos, me babé de envidia, arrasé, y sobre la marcha seguimos con nuestro camino, descubriendo la estación de tren, muy bonita y cinematográfica, y con ese encanto especial que tienen este tipo de lugares; por alguna razón, la estación de guaguas de Tenerife no me resulta tan mística.

El domingo fue un día histórico, pues conocimos a... ¡JuanRa Diablo! Fue bastante surrealista, casi tanto como mi primera quedada blogger, en la que estando sentado con Cattz, H@n y el Zorro, no paraba de pensar en lo extraño que resultaba todo aquello, y cómo de no ser por los blogs, un encuentro entre esas 4 personas nunca se habría producido (no escribo más al respecto para no pisarle a JuanRa su genial entrada). Tengo ganas de estar algún día en una quedada blogger con más de cuatro miembros, pues aunque he conocido ya a 9, nunca he estado con más de tres a la vez. Todo se andará.

El caso es que JuanRa, que no borró la sonrisa en todo el día, nos tenía preparada una sorpresita a los tres... y yo se la tenía preparada a él, así que nos fuimos todos contentos con una de esas tonterías que te alegran la mañana. Yo le había llevado un pequeño pitufo diablo, y él a nosotros un muñequito igualmente representativo de nuestro avatar (podéis ver la foto en su blog). Me enamoré de mi "Oveja que da collejas". ¿Vosotros no lo haríais? ¡Si es que este diablo es un encanto!

Los cuatro dimos una vuelta por el caso antiguo; vimos la zona de El Carmen y almorzamos paella, como debe ser, pues como dice H@n, "tú lo que has probado es el arroz amarillo; la paella de verdad está en Valencia".


Al día siguiente tocó vuelta en bici por el antiguo cauce del Turia y el parque de Cabecera, haciéndome sentir envidia de esas grandes ciudades plagadas de zonas verdes y ancho carril-bici, para disfrutar del aire libre y circular sin que me miren mal. Además, es todo increíblemente plano, de modo que puedes recorrer largas distancias sin cansarte; quisiera yo ver a cualquier valenciano enfrentándose a las continuas cuestas pechadas de Tenerife. Esa noche además, tuve la oportunidad de reencontrarme con la valenciana y el polaco de los que hablé aquí, a quienes había conocido hacía 5 años y que no había vuelto a ver desde entonces. Fue genial ponernos al día y charlar animadamente como si el tiempo no hubiera pasado.

El último día fuimos a la Ciudad de las Artes y las ciencias, un lugar en el que te pongas donde te pongas, es imposible que una foto salga mal. ¡Qué preciosidad! No me extraña que los extraterrestres hicieran un corta y pega en su nave nodriza (la explicación aquí).


Al margen de lo bonita que es (que lo es y mucho), creo que una de las cosas que más me impactó de Valencia es lo grande que me resulta, al menos en comparación con Tenerife. Estás a un lado de la calle, quieres cruzar el paso de cebra, y cuando vas a medio camino aún te parece que queda una eternidad para llegar. Seguro que hay diferencias mucho más llamativas y que me han pasado desapercibidas, pero ya habrá tiempo de ir descubriéndolas...

12 comentarios:

Sar@! dijo...

Oh, ¡qué bello todo! La Cuidad de las Artes y las Ciencias tiene que molar tanto...Yo quiero ver las puñeteras belugas, ¡hombre ya! y el museo de la ciencia y esas cosas frikoides que sabes que me gustan a mí xDDD. A ver si algún día me paso. Supongo que sí, me gustaría pegarme un tour curioso por este país, que la verdad es que da vergüenza que haya recorrido más de otros países que del mío propio. ¡Qué peor!
Muy guay la quedada con JuanRa. Ya le he dicho yo que a ver cuando viene a Las Palmas xDDD que Tenerife... boh! xDD
Un beso!

JuanRa Diablo dijo...

¿CUÁNDO REPETIMOS? XD

Me temo que asociaré de por vida aquella estación con un cóctel de nervios y felicidad. Y ahora que la veo en foto (y la veo realmente) me parece una maravilla! :)

Es muy cierto que Valencia es amplia y luminosa y es un gozo recorrerla (andando, en coche creo que prefiero no comprobarlo, jeje)
Y me queda ese recuerdo de clima perfecto y ambiente como en familia. Joer, si lo pienso me pongo nostálgico y todo!! :(

Un abrazo, ovejoide. Fue un placer conocerte!

PD Al pitufo diablo le he sacado una foto para el Museo muy molona. Ya verás, ya.

PD2 Sar@, te tomo la palabra, eh? Que me apetece mucho. Un día me plantifico allí para hacer mi propia valoración. Aunque creo que desde YA empiezo a darte la razón, ¿¿qué es eso de un lugar donde con cuatro gotas se forma una riada y te llega el agua hasta las rodillas?? XDD

PD3 Mira que me gustan las posdatas...

Islander ! dijo...

Ains... Qué guay.

Pecosa dijo...

¡Cuántas cosas hicisteis! Qué bonita la quedada, qué bonita Valencia y qué bonito todo. ¡Y paella incluída! De lujo, qué envidiaza me dais.

¡Quiero esa foto vuestra sin los caretos del paaaaint!

El Zorrocloco dijo...

Ya sabes que eres bienvenido cuando quieras, pichón^^ A tu salud me voy esta tarde al río con la bici a ver partidos de béisbol XD

Ana dijo...

Que bonita ciudad, impresionante las fotos de la Ciudad de las Artes y las Ciencias, es verdad, parece una nave nodriza de esas de Star Wars. ¡Que suerte de viaje!, que envidia mas mala, jaja.
Me alegro de que el encuentro de blogeros haya salido tan bien, ya lo leí en el blog del Diablo,¡que detallistas!, con regalitos y todo.
:)

$. M. K. dijo...

Vd. se encuentra con JuanRa Diablo, La Exorsister se encuentra con Pecosa. Se notan que son hermanos =P

Cuando voy a Madrid siempre me paso por el FNAC de ahí amen de otras tiendas de discos que aqui escasean.
Celebro que lo pasase bien en el viaje es mejor que las procesiones.

Un saludo!

JuanRa Diablo dijo...

Los de cara amarilla
son diablos de pacotilla,
así que déjame que escoja
¡¡yo quiero una cara roja!!

(Lo siento,
si no lo digo reviento) XDD

papacangrejo dijo...

Tienes razón en cuanto a la ciudad de las artes, hoy mismo he estado en el oceanográfico. Valencia es una ciudad muy bonita. Espero que lo pasaseis bien.

Misaoshi dijo...

Diox, tengo que volveeeeeeer.

Qué envidia T_T me alegro que lo pasárais bien pero también os odio un poquito xD

Sar@! dijo...

JuanRa: Ahí le has dado... Siempre que iba había un puñetero "fenómeno meteorológico adverso" xDDD Aquí eso no pasa, es todo sol y alegría jajaja. Aquí hay playa, monte, Jinámar...Vamos, que te haría un tour de lo más colorido =3
Y sí, Peibol... ya contesto los comentarios en tu blog, ¿qué pasa? :P

peibol dijo...

Sar@!:

It really rules! :D En el Loroparque tienes orcas, por si quieres convalidarlas por las belugas. XD

Yo pienso lo mismo; es increíble que haya ciudades como Londres en las que haya estado más de una vez pero no conozca Barcelona. Soy la mierda.

¿Sol y alegría? ¡Si viven con la panza de burro constante! ¿Qué me estás contando? XDD

JuanRa Diablo:

Cuando usted quiera caballero… o cuando tenga vacaciones y dinero, según se mire. XD

La verdad es que recorrer Valencia es una gozada por lo que hemos dicho; es amplia, llana y luminosa, y así no se cansa uno de hacer turismo. ;)
Un placer de encuentro, y un placer conocerte JuanRa. :D

PD. Sara no tiene ni idea. Tenerife es la élite.

Islander!:

Lo fue. :)

Pecosa:

¡Qué fans te ha quedado ese comentario! XD ¡Cualquiera diría que lo ha escrito Pecosa! :p

El Zorrocloco:

Te tomo la palabra para darme un salto más adelante. ¿Cuándo te das un salto por aquí?

Ana:

En realidad lo de la nave iba por otros derroteros (pincha el enlace y lo verás :p), pero sí, lo parece.

Fue genial el encuentro, la verdad. :D

$. M. K. :

Todo queda en familia por lo visto; ahora sólo falta que la Exor conozca a JuanRa y a H@n y yo a Pecosa, y así se cerraría el círculo. : D

PD. La parada en la FNAC es obligatoria.

papacangrejo:

A mí me queda visitarla con más calma (la ciudad de las artes y las ciencias) porque fue todo al corre-corre, y dejé de ver muchas cosas por dentro. Ya caerán. ;)

Misaoshi:

Me quedo con la parte en la que te alegras por nosotros y no con la del odio. ;)

PD. Tu gato me da mal rollo. XD

¡Saludos!