Translate

sábado, 22 de agosto de 2009

“Marina Rubicón”

Este verano tenía tantos planes apetecibles que al final no salió ninguno. Contando con MaRía como compañera idónea de viajes, tanteamos varias ideas, desde visitar alguna capital europea, a descubrir alguna comunidad autónoma o hacer el camino de Santiago (los planes iban perdiendo espectacularidad conforme nos hacíamos conscientes de nuestro limitado presupuesto). La idea que más nos tentaba, y que pongo a Dios por testigo que haremos algún día, era hacer el interraíl antes de que pasara la edad a partir de la cual a ella le hacían descuento. No salió, pero según supe luego, aún tenemos un año antes de que se le acabe el chollo, y en consecuencia ya hemos acordado crearnos una cuenta para ir metiendo dinero y que el verano que viene no nos pase lo que este. Y es que ganas no nos faltaban, pero sin dinero no se va a ningún lado.

A principios del año que viene, MaRía se va por cuestiones de trabajo a Italia, muy cerca de Roma, y entonces aprovecharé que tendré estancia gratis para ir a visitarla y quitarnos esta espinita clavada de un nuevo viaje juntos (el último que hicimos fue el verano pasado). En cualquier caso, después de haber estado en semana santa en Nueva York, que era el viaje de mi vida (ahora debería marcarme Asia o Australia como meta suprema), me daba más que por satisfecho por este año, y ya había asumido que no volvería a coger un avión en mucho tiempo. Las cosas cambiaron cuando mi padre me ofreció unirme a él a su aventura marítima en Lanzarote, a la que accedí tras muchas reticencias.

Tiene un velero y un grupo de amigos igualmente con barco, con quienes cada año emprende un viaje hacia La Graciosa, una isla menor pegada a Lanzarote. Atracan unos al lado de otros, como si fueran vecinos en un complejo turístico, y pasan sus vacaciones de vida playera; pesca, sol, mar, paseos por la isla y mucho cachondeo de un barco a otro.
¿Cómo he tardado tanto en unirme a algo tan apetecible? Sencillo: Serían unas vacaciones con sus amigotes… y llámenme maniático, pero no me apetecía una mierda.

Este año cambiaron los esquemas completamente al descubrir Marina Rubicón, un nuevo puerto deportivo en Lanzarote que les hizo olvidar su anterior destino, y además en esta ocasión vamos media familia para allá en avión, evitándonos la paliza de subir navegando. Así sí.
Como somos ciento y la madre no cabemos en el barco (sólo hay camarotes para cuatro y el espacio es reducido), así que estaremos en apartamentos cercanos para dormir, pero tendremos el barco como punto de encuentro común. Ya les contaré qué tal, y si por lo que sea no se cumplen mis expectativas, espero al menos venir moreno del todo, que dicen que en Lanzarote el sol pega más fuerte.

¡Hasta la próxima semana!

19 comentarios:

Catalina dijo...

Te odioooooooooo.
¿A Lazarote con un velero? Pero vamos, ¿quién eres tú? ¿uno de los Thyssen?
La próxima yo voy contigo que la vidorra de puertos, barcos, pescadito, cervezas, eso me va.

Te va a encantar. Viví en Lanzarote y es totalísimo.

Ya nos contarás.

Besos
Cata

Edamal dijo...

eso es poner los dientes largos, que envidia, a mi Lanzarote me encanto cuando estuve y encima en velero!!! yo me hubiera unido al plan mucho antes.

Pasatelo muy bien y ven moreno!!!

Besos

Anónimo dijo...

Ehh, pues pinta bacanísimo. Y para esto no hace falta que no te alcance la platica y además te podrás poner full moreno. Déjate de pellejadas y pásalo chévere.

(¿Se nota la influencia colombiana en el texto?)

Ya nos contarás, Peibol!!

PD. En Petrel y en Yecla también tienes estancia gratuita para cuando quieras

JuanRa Diablo

anasister dijo...

Con amigotes o sin ellos,me apetece tu plan.Espero que lo disfrutes.

Sara dijo...

Dale saludos a ZP de mi parte xDDDD

peibol dijo...

Todos:
No tenía pensado entrar en internet hasta mi vuelta, entre otras cosas porque si me ponía a responder los comentarios, después cualquier cosa que contara en mi entrada de regreso iba a sonar a repetido.

Sólo llevo un día aquí, pero ha sido GENIAL, y con que los que me quedan sean la mitad de buenos me doy por satisfecho. Ya informaré...

Catalina:
¿Sabes? Me he dado cuenta de que tienes una gran capacidad de odio hacia mí cuando se trata de viajes XD.

Tú lo has dicho: esto es vidorra... ¡y no ha hecho más que empezar!

Edamal:
Que conste que no era mi intención, pero la verdad es que sólo con ver las fotos entran ganas... y en directo ya ni te cuento. :p
Gracias, y... ¡lo intentaré!

JuanRa Diablo:
¡Dios! Vente ya para España, que si sigues más ahí y te terminas de pasar al colombiano, voy a necesitar un traductor para tus entradas :D.
Infinitas gracias por la invitación, en serio, y no la repitas mucho, que quizás me plante ahí en el momento más inesperado y me tienes que dar cobijo para no faltar a tu palabra :p. Estaría encantado. :)

anasister:
¡Sí señor! Así me gusta, que vuelvas por el blog :) Lo estoy disfrutando, descuida :)

Sara:
Jajajaja, no te preocuparé, lo haré de tu parte. XD


¡Saludos!

Bea dijo...

Yo tengo unas ganas locas de hacer el interrail también. ¿Me haceis un hueco en vuestro viaje?

Oliver dijo...

Qué envidia, espero que te lo pases genial. La verdad que las características del viaje no dejan otra opción

El Sombrerero Loco dijo...

Yo tp iría con "amigos de" porque a mi o me da por ser el alma de la fiesta o me da por ser Ursula la mala de la sirenita y claro, no se puede tentar así la suerte... en fin, pásalo bien ;)

Anónimo dijo...

ya te lo he dicho antes. eres muy afortunado. barco, familia, .... yo he estado en rubicón. ¿está aún el ONE?. recuerdo que estaba muy bien y alli paraba toda la gente de los barcos. buen ambiente con sabor a salitre.

peibol dijo...

Bea:
Deja ver primero si finalmente sale el interraíl, y luego ya si eso vemos XD

Oliver:
Así está resultando, y no sé cómo pude estar dudando si venir hasta poco antes de hacerlo :o

El Sombrerero Loco:
De momento el balance está resultando genial; por una cena con gente que no me interesaba, he tenido muchísimos momentos familiares divertidísimos, así que bien...

Anónimo:
Gracias, lo cierto es que no puedo quejarme y valoro lo que tengo, porque sé que es un tesoro.
El One sigue en pie, y es el sitio en el que desayunamos cada mañana mientras vemos los barcos entrar.

Por cierto... dices que ya me lo habías dicho pero te presentas como anónimo... ¿nos conocemos? :o


¡Saludos!

JuanRa Diablo dijo...

Por cierto, dile a MaRía, tú que la ves, que irse a Italia y llevar un blog no son cosas incompatibles y que qué ha hecho con el suyo. Que como lo haya eliminado no le hablo más :(

La exorsister dijo...

Vaaaaaaaaaaaaya, parece que a alguien le está gustando el barco.... quien lo diríiiiiia....

Por cierto, a ver si entre baño y baño, te acuerdas de dar mis recados telefónicos, que tus padres me llamaron hoy para saber si había llegado viva o si se había escacharrado el avión por el camino.... no será porque yo no llamaaaaaaaaaaaara.

Peter Pan dijo...

vacaciones en Lanzarote !! Y tu te quejas ???

Ana dijo...

Hola, más vacaciones!. Sin duda es tu año. Qué lo disfrutes mucho. Besos.

peibol dijo...

Todos:
¡Ya estoy de vuelta! :D

Me vine con las tarjetas de memoria de todas las cámaras, para documentar mis entradas sobre mis andanzas por Lanzarote, pero no hay forma de que funcionen, así que tendré que esperar para escribir las entradas como Dios manda ;).

JuanRa Diablo:
Me temo JuanRa que ya no hay vuelta atrás; cuando se tomó sus largas vacaciones traté de disuadirla para que no lo cerrara, y así fue, pero ya le dio el carpetazo definitivo y lo eliminó. :(

Pa cualquier cosa... aquí estoy como intermediario ;)

La exorsister:
¿Oh? A mí el planito de baño y coger sol como un lagarto no me disgusta, lo que no tenía ganas era de aguantar a gentuza añadida sin necesidad. Se fue todo el mundo, y muerto el perro se acabó la rabia.

Peter Pan:
No no, me "quejo" de que no salieran mis planes iniciales, pero estoy encantado con esta escapada ;)

Ana:
La verdad es que sí :), y si las cosas van como planeo, el próximo me daré una buena vuelta por europa :D


¡Saludos!

Nalda dijo...

A mí me parece una opción genial... Lanzarote en velero no es lo mismo que quedarse en la urbe con 40 grados. Aprovecha.

Saludos

Fran dijo...

Vaya que vida se pegan algunos, me parece que solo falto yo que todavía estoy dudando que coño hacer con las vacaciones. Que te diviertas

peibol dijo...

Nalda:
Uff, di que sí. El año pasado me fui a apsar unos días a Madrid en agosto (yo, que soy masoquista), y aunque la ciudad me encanta, la verdad es que me quedo con este plan... :o

Fran:
Pues decídelo pronto y aprovéchalas al máximo, porque algo me dice que no te debe quedar mucho para tomar una decisión ;).

¡Saludos!